Sweet Bocas

Sweet Bocas
Una casa en renta para viajeros de alto nivel. 
Noviembre 6, 14
Fotografías por:

Annick Belanger, dueña de Sweet Bocas, nos cuenta cómo surgió la idea de esta villa privada que tiene una isla autosustentable.

La idea vino cuando me presentaron a un maestro de permacultura que cambió mi vida. Durante una caminata que tuve cuando construía la villa, con el lodo hasta las rodillas —porque la propiedad era un lodazal donde todo había sido destruido, por humanos o por cambios climáticos— me vino a la mente una pregunta que me obsesionó: ¿qué debo hacer con la isla? Pero estaba perdida porque no sabía nada de árboles y plantas, aún no sé pero siempre aprendo algo. Cierto día, un amigo cercano me presentó a ese profesor y me dijo: “volveremos a darle vida a un ecosistema natural y orgánico donde la sustentabilidad es vital”. Un poco más de dos años después tenemos nuestro propio huerto de árboles frutales, nuestra hortaliza y nuestro estanque con agua fresca donde criamos peces y mariscos, sin olvidar los pollos y los huevos. Así que, básicamente, si llegara la Tercera Guerra Mundial, Sweet Bocas sería el lugar en donde desearías estar.

 

Queremos que nuestros huéspedes tengan una experiencia verdaderamente auténtica, con la naturaleza frente a ellos. Nuestro compromiso con los clientes es igual al que tenemos con la naturaleza que toca cada aspecto de su estancia: desde el agua cristalina hasta la casa de teca hecha a mano, desde los productos de la granja hasta el agua de lluvia pura en sus vasos. Es un lugar naturalmente refinado.

 

Cada vez hay más y más turismo de biodiversidad en el país y pensamos que es lo que la gente está buscando cada vez con más frecuencia. Hemos convertido en un objetivo vital el trabajar con gente indígena de Bocas del Toro, aprender sobre sus creencias y las maneras en que hacen las cosas; por ejemplo, secando la teca cuando hay luna llena para que no se doble después de procesarse y antes de tratarla. La comunidad tiene muchas creencias de este tipo que son interesantes y útiles pero al mismo tiempo no tienen conciencia de la basura o el reciclaje. Así que mientras están muy conectados con la naturaleza en muchos aspectos también tienen que ser educados en otros. Esto también es nuestra misión a través de la fundación que hemos creado; construyendo programas que ayuden a educar a la comunidad.

 

Sweet Bocas Hotel 
Isla Colón, Bocas del Toro 
T. (+507) 466-5652