¡Hola otra vez, Juárez!

¡Hola otra vez, Juárez!
Los cinco lugares que hacen de la Colonia Juárez “el barrio” para pasar el fin de semana.
Noviembre 27, 15
Fotografías por: Cortesía

1. Panadería Rosetta

Estoy dispuesta a discutir esta oración, aunque seguramente no cambiaré de parecer: uno de los mejores panes de la ciudad de México lo hace Rosetta y en la Juárez es el mejor lugar para comerlo. Lejos del bullicio y con mucho más espacio y luz, no temas en ir directo al postre: el rollo de guayaba, los chocolatines, el mil hojas de frutos rojos, el rol de canela, todos son una delicia y están elaborados mediante procesos manuales. Lo salado tampoco tiene desperdicio: desde el quiche del día hasta los sándwiches de pato. rosetta.com.mx/panaderia

 

 

2. Loose Blues

Para los que siguen la moda de no seguir la moda (suena confuso, pero hace sentido), aquí la producción en serie es reemplazada por productos bien cuidados y atemporales. Para las mujeres: la onda tomboy tipo Diane Keaton; para los hombres: ropa inspirada en la cultura del tatuaje norteamericano. Los dueños son una pareja de japoneses de lo más cool, enemigos de lo efímero. Hay desde ropa hasta zapatos, bolsas, joyería, arte y discos... es como viajar a Tokio haciendo escala en San Francisco. facebook.com/looseblues44

 

 

3. Paprika Cocina de Especias

Siempre que vas a un restaurante que sirve comida de Oriente Medio, la mejor opción es pedir al centro, probar de todo y llevar un Alka-Seltzer en la bolsa. Inspirada por sus viajes por el mundo —desde Marruecos, hasta Líbano e Israel— la chef Josefina Santacruz creó un menú en el que las especias protagonizan en vez de acompañar. Empieza con berenjena Charmoula (rostizada con paprika, trigo quebrado y yogurt griego) y sopa de lenteja con espinacas, semillas de cilantro y un toque de limón. Sigue con la salchicha al curry y las albóndigas de res (Kafta) y complementa con un coctel virgen (sin alcohol).

 

 

4. Marso Galería de Arte Contemporáneo

En una linda casona del siglo xx totalmente restaurada, surge una galería, curada y fundada por Sofía Mariscal, con las siguientes funciones: traer arte contemporáneo de otros lugares  y mostrar a esos otros lugares el talento mexicano. La galería trabaja con artistas consagrados y emergentes: tanto los que representa como los invitados. Las exposiciones regularmente tienen un eje temático escogido ya sea por el artista o por la galería. Para saber lo que está en turno, visita su página web. marso.com.mx

 

 

5. Parker & Lenox

Un típico diner americano —donde primero puedes cenar hamburguesas con tocino, papas con paprika y malteadas— tiene un pasillo “secreto” que da a un bar con la estética de la era de la Prohibición. De terciopelo rojo y luz baja, cada semana se presentan distintas bandas: desde jazz hasta swing, ragtime, blues y más. Acompaña el riff con una cerveza artesanal, ya sea Colimita o Páramo. Lo ideal es ir en sábado y con reservación previa, pues es cuando se presentan las mejores bandas. facebook.com/parkerandlenox