Brasil en celuloide

Brasil en celuloide
Se puede conocer mucho sobre un país, su historia y su personalidad a través de su cine. 

Durante mediados del siglo XX, los cineastas del gigante sudamericano comenzaron a experimentar con el lenguaje de las cámaras, sin embargo, durante la época de la dictadura, muchas películas se tuvieron que poner en pausa, pues la censura era alta. Durante los sesenta, e influenciados por el Nouvelle Vague, se creó un estilo del cine llamado Cine Novo, donde se quería mostrar un Brasil “real”. Fue hasta los noventa, sin embargo, que el cine brasileño, impulsado por Walter Salles y Fernando Mereilles, tuvo un despegue tan alto que lo puso en la mira internacional. Estas películas muestran las otras caras de este intrigante país. 

 

Deus e o Diabo na Terra do Sol 

Glauber Rocha / 1964 

Algunos la catalogan como la mejor película brasileña de la historia. Fue contendiente por la Palma de Oro en Cannes y estuvo nominada a Mejor Película Extranjera. Ubicada en los años 40, es la historia de un matrimonio rural que tiene que huir después de que él asesinara a su patrón. Superstición, terror psicológico, tradiciones y simbolismo están constantemente presentes en la película como una forma de retratar el Brasil “real”, y la situación política que se estaba viviendo. 

 

O Caminho das Nuvens 

Vicente Amorim / 2003 

Un hombre en busca de trabajo viaja desde Paraíba a Río en bicicleta con su familia. Es la historia de la búsqueda de una vida mejor, y en el camino, se observan diferentes postales de Brasil. 

 

Rio 40 graus 

Nelson Pereira Dos Santos /  1955 

Se dice que esta película inició el movimiento de Cine Novo. Casi un documental, perseguía gente “real” a través de la ciudad. La película fue censurada por el gobierno, que dijo que la temperatura en Río nunca había subido tanto. 

 

Cidade de Deus 

Fernando Meirelles / 2002 

Probablemente se vea como el estandarte del cine brasileño, y su director es uno de los más reconocidos fuera de Brasil. Se ha visto y se ha vuelto a ver, y aún así, la película se sostiene con una buena historia de favelas y contrastes en Río de Janeiro, donde dos amigos crecen y toman caminos separados.  

 

Central do Brasil 

Walter Salles / 1998

Una de las mejores obras de uno de los directores más aclamados de Brasil (y del mundo). Gran Central es una de sus películas más ovacionadas, se estrenó en el Festival de Berlín, y cuenta la historia de una mujer –que se dedica a escribir cartas en una estación de tren– y un niño al que ayuda a buscar a su padre. 

 

Tropa de Elite 

José Padhila / 1997

Esta película y su secuela son de las películas más exitosas en Brasil (la dos es la más taquillera de la historia). Una mezcla de película de acción y denuncia, habla sobre la vida en la favela, la violencia que genera el narcotráfico y –quizás lo más controversial– los métodos policiacos para controlar ambos. 

 

Dona Flor e Seus Dois Maridos 

Bruno Barreto / 1976

Esta comedia fue por más de 30 años la película más taquillera de Brasil. Está ubicada en la Bahía de los años 40, y cuenta la historia de una mujer que se debate entre su primer marido –un vividor– y el segundo marido, un farmaceuta respetado de la clase alta de Bahía. 

 

O Que É Isso, Companheiro? 

Bruno Barreto / 1997

Esta película relata la historia de dos amigos que deciden unirse a un grupo terrorista que lucha contra la dictadura en los sesenta. Cuando uno de ellos es capturado, el otro decide secuestrar al embajador de Estados Unidos. Esta película fue nominada a Mejor Película Extranjera ese año. 

 

Carlota Joaquina - Princesa de Brasil 

Carla Camurati / 1995

Ubicada en la época de la invasión española en Brasil, Carlota es una princesa que tiene que pasar una serie de aventuras y calamidades en su búsqueda por convertirse en reina, y continúa hasta el momento de su muerte. Es una película histórica, que mezcla lo que se sabe de esta época con el folklor popular. 

 

Brasil en celuloide
Se puede conocer mucho sobre un país, su historia y su personalidad a través de su cine. 
Septiembre 12, 14
Fotografías por:

Durante mediados del siglo XX, los cineastas del gigante sudamericano comenzaron a experimentar con el lenguaje de las cámaras, sin embargo, durante la época de la dictadura, muchas películas se tuvieron que poner en pausa, pues la censura era alta. Durante los sesenta, e influenciados por el Nouvelle Vague, se creó un estilo del cine llamado Cine Novo, donde se quería mostrar un Brasil “real”. Fue hasta los noventa, sin embargo, que el cine brasileño, impulsado por Walter Salles y Fernando Mereilles, tuvo un despegue tan alto que lo puso en la mira internacional. Estas películas muestran las otras caras de este intrigante país. 

 

Deus e o Diabo na Terra do Sol 

Glauber Rocha / 1964 

Algunos la catalogan como la mejor película brasileña de la historia. Fue contendiente por la Palma de Oro en Cannes y estuvo nominada a Mejor Película Extranjera. Ubicada en los años 40, es la historia de un matrimonio rural que tiene que huir después de que él asesinara a su patrón. Superstición, terror psicológico, tradiciones y simbolismo están constantemente presentes en la película como una forma de retratar el Brasil “real”, y la situación política que se estaba viviendo. 

 

O Caminho das Nuvens 

Vicente Amorim / 2003 

Un hombre en busca de trabajo viaja desde Paraíba a Río en bicicleta con su familia. Es la historia de la búsqueda de una vida mejor, y en el camino, se observan diferentes postales de Brasil. 

 

Rio 40 graus 

Nelson Pereira Dos Santos /  1955 

Se dice que esta película inició el movimiento de Cine Novo. Casi un documental, perseguía gente “real” a través de la ciudad. La película fue censurada por el gobierno, que dijo que la temperatura en Río nunca había subido tanto. 

 

Cidade de Deus 

Fernando Meirelles / 2002 

Probablemente se vea como el estandarte del cine brasileño, y su director es uno de los más reconocidos fuera de Brasil. Se ha visto y se ha vuelto a ver, y aún así, la película se sostiene con una buena historia de favelas y contrastes en Río de Janeiro, donde dos amigos crecen y toman caminos separados.  

 

Central do Brasil 

Walter Salles / 1998

Una de las mejores obras de uno de los directores más aclamados de Brasil (y del mundo). Gran Central es una de sus películas más ovacionadas, se estrenó en el Festival de Berlín, y cuenta la historia de una mujer –que se dedica a escribir cartas en una estación de tren– y un niño al que ayuda a buscar a su padre. 

 

Tropa de Elite 

José Padhila / 1997

Esta película y su secuela son de las películas más exitosas en Brasil (la dos es la más taquillera de la historia). Una mezcla de película de acción y denuncia, habla sobre la vida en la favela, la violencia que genera el narcotráfico y –quizás lo más controversial– los métodos policiacos para controlar ambos. 

 

Dona Flor e Seus Dois Maridos 

Bruno Barreto / 1976

Esta comedia fue por más de 30 años la película más taquillera de Brasil. Está ubicada en la Bahía de los años 40, y cuenta la historia de una mujer que se debate entre su primer marido –un vividor– y el segundo marido, un farmaceuta respetado de la clase alta de Bahía. 

 

O Que É Isso, Companheiro? 

Bruno Barreto / 1997

Esta película relata la historia de dos amigos que deciden unirse a un grupo terrorista que lucha contra la dictadura en los sesenta. Cuando uno de ellos es capturado, el otro decide secuestrar al embajador de Estados Unidos. Esta película fue nominada a Mejor Película Extranjera ese año. 

 

Carlota Joaquina - Princesa de Brasil 

Carla Camurati / 1995

Ubicada en la época de la invasión española en Brasil, Carlota es una princesa que tiene que pasar una serie de aventuras y calamidades en su búsqueda por convertirse en reina, y continúa hasta el momento de su muerte. Es una película histórica, que mezcla lo que se sabe de esta época con el folklor popular.