Así suena África

Así suena África
Cinco músicos que están cambiando la escena musical africana. 
Julio 14, 15
Fotografías por: FlickrCC / Zoe Klinck

54 naciones independientes, más de 1,700 lenguas autóctonas, múltiples etnias, religiones, ecosistemas y estilos de vida. Un continente que conjunta tantos elementos genera una plataforma de diferentes manifestaciones culturales que se plasman en las formas, sabores y sonidos de sus habitantes.  

 

Durante años, la música en África ha sido el acompañante perfecto para contar historias, concretar rituales y, recientemente, es usada como grito de protesta e inconformidad.

 

A pesar de la creciente influencia occidental en la escena contemporánea africana, estos artistas han conseguido mantener y celebrar sus raíces musicales. El resultado es una interesante propuesta sonora que refleja la diversidad del continente en un contexto internacional.

 

1. Bombino (Níger)

La lucha de la cultura Tuareg por su independencia a través de la música. Este fue el tema central de Agadez, the Music and the Rebellion, documental que colocó a Omara Moctar “Bombino” en el mapa. Con una guitarra electrizante y sonidos que nos remontan al imponente desierto del Sahara, Bombino combina sus experiencias de naturaleza nómada con toques de rock y blues. Para Nomad, su segunda producción discográfica, el músico colaboró con Dan Auerbach, vocalista de The Black Keys.

 

 

 

 

2. Lala Njava (Madagascar)

La cantautora malgache es dueña de una de las voces más impresionantes e inconfundibles de la escena musical actual. Proveniente de una familia de 15 hijos (casi todos músicos), Lala Njava siempre se destacó por su imponente personalidad y presencia escénica. En 2013 la cantante lanzó su primer disco titulado Malagasy Blues Song, material que mezcla afrobeats con tintes de blues y arreglos tradicionales africanos. Njava donó parte de las ganancias de esta producción a un proyecto de reforestación en su país natal.

 

 

 

3. Art Melody (Burkina Faso)

El hip hop africano –un género muy poco explorado– encuentra en Art Melody un digno representante que desborda energía y fuerza en cada interpretación. Con un estilo caracterizado por raps poderosos, este MC cuenta historias de queja y reclamos a un gobierno que le ha fallado a sus ciudadanos. Wogdog Blues, su tercer trabajo de estudio, es una auténtica joya que incluye sampleos de instrumentos tradicionales. Curiosamente, Art Melody ha declarado que una de sus principales influencias fue ver a su madre participar en rituales burkineses.

 

 

 

4. Fatoumata Diawara (Mali)

Cantautora que levanta la voz a favor de los migrantes, presos políticos y los derechos de la mujer en el continente africano. De carismática personalidad e indiscutible talento, Diawara ha cantado con Damon Albarn, Paul McCartney y Patti Smith. Actualmente, la también actriz de cine y teatro, se encuentra envuelta en un proyecto de jazz con el pianista cubano Roberto Fonseca, en el que fusionan su estilo africano con sonidos caribeños. 

 

 

 

5. Ata Kak (Ghana)

Una particular historia de persecución entre el bloguero musical Brian Shimkovitz y el hasta ahora desconocido cantante ghanés autodenominado Ata Kak. En un viaje por Cape Coast en 2002, Shimkovitz encontró un bizarro cassette grabado en 1994 titulado Obaa Sima, que eventualmente se convirtió en la primera publicación del blog –ahora disquera– Awesome Tapes From Africa. 13 años después, el material con tintes de rap, dancehall y disco acaba de ser reeditado y lanzado en formatos digitales y en vinil. Se trata de una propuesta divertida y sorpresivamente fresca.